Torrijas de vino

Ya que estamos en Semana Santa estás ricas torrijas nos chuparemos los dedos con ellas

Ingredientes

  • Pan asentado o pan especial para torrijas

  • 750 ml de vino (tinto,oloroso, moscatel, Pedro Ximenez o blanco)

  • 400 ml de agua

  • 300 grs de azúcar

  • La piel de una naranja

  • 2 ramas de canela o 4 clavos de olor

  • 3 o 4 huevos

  • Aceite para freír

  • Miel para melar

Preparación

  • Preparamos la infusión del vino
    La noche anterior ponemos en una cazuela el vino, el agua, el azúcar, la piel de naranja y las ramas de canela. Llevamos a ebullición y dejamos que hierva durante unos 4 o 5 minutos. Apartamos del fuego, tapamos la cazuela y dejamos reposar durante al menos 8 horas (mejor toda la noche).
    Al día siguiente, apartamos la piel de naranja y las ramas de canela, y nos preparamos para hacer nuestras torrijas al vino.
    Nota
    Con la infusión de vino que nos ha sobrado (si nos ha sobrado algo en el plato lo pasamos por un colador para quitar las migas que pueda tener de empapar las torrijas), hacemos un almíbar espeso.  
    Para ello, ponemos la infusión  en una cazuela y añadimos 100 gr. de azúcar y lo ponemos a fuego medio/alto unos 20-25 minutos hasta que vaya reduciendo el líquido y se nos quede una textura espesa sin llegar a hacerse caramelo. Una vez lo retiremos del fuego, el almíbar terminará de espesar. Dejamos que repose durante unos 10 minutos.
    Podemos rociar las torrijas con un poco de almíbar y dejamos en una salsera el resto para que los golosos se echen un poquito más. 
  • Si habéis optado por una barra de pan (de una sola pieza) cortamos en rebanadas más bien gruesas (entre 1,5 y 2 cm). Si hemos comprado una barra ya cortada, un paso menos que tenemos que hacer . Reservamos.
  • En un plato hondo batimos los huevos . Reservamos. No hace falta que batamos todos los huevos a la vez. Podemos empezar con un par de ellos y luego ir añadiendo más huevos según vayamos necesitando.
    En otro plato hondo echamos unos cazos de la infusión de vino (iremos rellenando según se nos vaya consumiendo al ir empapando el pan). Reservamos.
    En una sartén ponemos aceite abundante y ponemos a fuego medio.
    Pasamos la torrija por el vino, empapamos bien por los dos lados (tiene que estar bien mojada pero sin que chorree). Podemos quitar el exceso de vino apretando un poco el pan pero con cuidado de no romper la rebanada.
    A continuación la pasamos (por los dos lados) por el huevo batido y la echamos en la sartén cuando el aceite esté bien caliente. Podemos esperar a tener 2 o 3 torrijas preparadas para echarlas a la sartén a la vez e ir preparando las siguientes mientras se nos fríen éstas. No es conveniente freír muchas torrijas a la vez porque el aceite perderá calor y hará que las torrijas chupen más aceite y por tanto nos queden más aceitosas.

  • Freímos las rebanadas hasta que estén doradas por ambos lados. Una vez listas, las sacamos y les dejamos escurrir el aceite sobrante sobre un plato con papel de cocina absorbente.
  • Una vez que tengamos todas las torrijas fritas, preparamos la miel y un poco de agua y las melamos.
  • Y ya tenemos nuestras ricas torrijas de vino listas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos
ResponsableIván Mayol Braza +info...
FinalidadGestionar y moderar tus comentarios. +info...
LegitimaciónConsentimiento del interesado. +info...
DestinatariosNo se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
DerechosAcceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicionalPuedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.