Mermelada de tomate casera en Thermomix y Tradicional

Una fantastica mermelada de tomate casera, es muy sencilla de elaborar, es muy sana ya que no lleva ningún aditivo. Si tienes tomates en casa te animamos a que te pongas el delantal y la hagas, y ya nos contarás el resultado.

Ingredientes

  • 800 grs de tomate rojo

  • 125 grs de azúcar blanquilla

  • 125 grs de azúcar moreno

  • El zumo de medio limón

  • 1 cucharadita de vainilla líquida, o 1 pizco de canela molida + 1 pizco de nuez moscada, o 3 clavos de olor.

preparación

  • Thermomix
    Lavamos muy bien los tomates y los cortamos en cuartos, no hace falta pelarlos ya que nuestra Thermomix lo dejará todo bien triturado
    Incorporamos el zumo de limón y programamos 4 Seg, Vel 4.
  • Añadimos las dos azúcar, junto al aroma que hayamos elegido, nosotros la pizca de canela y el pizco de nuez moscada. Programamos
    40 Min, 100º, Vel 3, Sin Cubilete En Su Lugar Ponemos El Cestillo
  • Pasado el tiempo comprobamos si está con la espesura que nos gusta y sino es así pues ponemos nuevamente 5-10 minutos, misma temperatura, misma velocidad. Tenemos que tener en cuenta que una vez que enfrié tiende a espesar un poco más
  • Conservación
    Preparamos los botes para conserva o de cristal con su tapadera. Ponemos en un olla grande agua y coceremos las tapas y botes durante 15 minutos para esterilizarlos.
    Con unas pinzas esterilizadas (las metemos en agua muy caliente un minuto) sacamos los botes y los disponemos en una superficie cubierta de papel de cocina.
     Rellenamos los botes con mermelada (ha de estar ya como mínimo templada) y cogiendo la tapa con papel de cocina taparemos bien el bote.
    Volveremos a meter el bote ya relleno en la olla con agua (no ha de cubrir del todo el bote) y cocer durante 15 minutos.
    Sacamos y dejamos enfriar, dando la vuelta la conservar en una superficie plana.
    Si deseamos podemos consumir la mermelada justo después de enfriar un poco y si no deseamos  realizar conserva la podremos guardar en la nevera en una bote hermético durante 5 o 6 días ya que tanto el azúcar como el limón ayudan a su conservación.
  • Según la vayamos ha utilizar seguimos el paso de conservación, y volcamos en tarros y ya tenemos nuestra mermelada de tomate lista.
  • Tradicional
    Lavamos y pelamos los tomates. Si nos cuesta podemos hacerle una cruz en la base , ponemos agua a hervir y los sumergimos hasta que se calienten unos segundos, de este modo no tendremos problemas para quitarles la piel.
    Una vez pelados los troceamos en trocitos pequeños y los pondremos en un bol junto con los 2 tipos de azúcar y dejamos reposar 30 minutos para que suelte agua.
    Pasamos a una cacerola junto con el zumo de limón a fuego fuerte hasta que empiece a salir una especie de espuma la quitamos y dejamos cocinar a fuego lento durante 20-30 minutos, nos tiene que quedar un poco de líquido ya que sino se nos hará un bloque.
    Según la vayamos ha utilizar seguimos el paso de conservación, y volcamos en tarros y ya tenemos nuestra mermelada de tomate lista.

NOTA: Esta mermelada acompañada de queso está muy rica. Nos sirve para acompañar carnes, pescados y verduras. Para una tarta de queso es ideal. Y no se nos puede olvidar en la hora del desayuno.

Si queréis más recetas mías, por aquí os dejo mi libro de postres:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos
ResponsableIván Mayol Braza +info...
FinalidadGestionar y moderar tus comentarios. +info...
LegitimaciónConsentimiento del interesado. +info...
DestinatariosNo se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
DerechosAcceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicionalPuedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.